miércoles, 13 de febrero de 2008

Arroz con leche con mandarinas y Saboyan de Curaçao.

A mi hija la mayor, le encanta el arroz en todas sus formas. Creo que si fuera por ella, lo comería todos los días. El único problema es que aunque no puedo decir que no me gusta, también puedo decir que puedo pasar sin el. Sin embargo de vez en cuando le preparo el arroz con leche que tanto le gusta.
Hace un tiempo había visto esta receta del chef Germanie, así que decidi probar. Pero me conseguí con un problema y es que el licor de hierbas que el utiliza no lo consigo. Y como por no seguir mi costumbre de cambiar y modificar recetas que no quede. Esta es mi variación.
La cual tengo que reconocer, que me gusto tanto que voy a tener que volver a hacerla muy prontito.
para 4 postres
  • 1 taza de arroz redondo
  • 1 1/2 tazas de agua
  • 1 taza de leche
  • 1/4 de vara de vainilla
  • un trozo de canela en rama
  • un trozo de cascara de limón
  • 20g de azúcar
  • 1/4 taza de nata
  • 4 mandarinas, una por postre
En una ollita puse a cocinar el arroz con la canela , limón y vainilla. Tan pronto el agua se absorbiera casi toda, y el arroz esta blando pero no cocido del todo añado, la leche mezclada con el azúcar , mezclo bien y dejo a fuego bajo que termine de cocinarse el arroz y se espese. Apago el fuego y le añado mezclando bien la nata. Deje que se enfrié.
Mientras le quito la piel a los gajos de mandarina
y preparo el saboyan
  • 2 yema de huevo
  • 15 g de azúcar
  • 2 cucharadas de Coraçao Bleu, licor de naranja pero de color azul
  • 1 cucharada de agua
  • 1/2 taza de crema batida
Puse a calentar a baño maría , el licor con el azúcar y añadí la cucharada de agua fría, añadí las yemas y con batidor de barilla, batí muy bien , hasta que aumente su volumen y se vuelva una crema esponjoso. Deje que perdiera el calor y mezcle con cuidado con la nata batida.
Con esta crema paso que a pesar que el licor era azul, con el color de las yemas tomo un color tirando a verde, muy bonito
Coloque en unos vasos, primero el arroz,
luego cubrí con una mandarina en cada uno, y termine con el saboyan. Coloque en la nevera asta el día siguiente. Antes de servir añadí un poquito de azucar morena en el centro y con el quemador de cocina, queme el azucar.

1 comentario:

Erruki dijo...

Huy que rico este arroz, a mi marido tambien le gusta muchísimo y con ese licor tiene que estar súper.
Besitos.